TT Ads

Unos 347 agentes se integrarán al Negociado de la Policía de Puerto Rico tras la graduación de cadetes que forman parte de la clase 233 de la academia y que fueron adiestrados por 1,136 horas de adiestramiento en teoría y práctica para atender situaciones de emergencia.

De esta cantidad de agentes graduados, unos 23 son reingresos, mientras que 53 eran policías municipales que ahora se integran a la uniformada estatal. Este nuevo grupo forma parte del reclutamiento continuo del Negociado de la Policía para reforzar el Plan Integral de Seguridad del Gobierno de Puerto Rico.

El jefe del Negociado de la Policía, Antonio López Figueroa explicó que, tras graduarse, los nuevos agentes, atravesarán por un proceso de mentoría de 800 horas, como parte del cumplimiento de la Reforma de la Policía. “Los graduados serán asignados conforme a las necesidades del Plan Integral de Seguridad del Gobierno y de las diferentes áreas policíacas. En esta fase, estos serán asignados a los distritos y precintos de San Juan, Bayamón, Caguas, Carolina, Humacao, Guayama y Fajardo, para realizar funciones a través de los cuarteles bajo la supervisión de un oficial de experiencia en la Uniformada”, sostuvo el comisionado.

El gobernador de Puerto Rico, Pedro R. Pierluisi, participó de la graduación de los nuevos agentes que se integrarán al Negociado de la Policía

“Hoy me siento muy esperanzado al ser parte de esta graduación de 347 nuevos policías que con tanto sacrificio han logrado estar aquí cumpliendo sus metas. Desde mis tiempos como secretario de Justicia y luego como comisionado residente en Washington siempre he abogado por el cuerpo policiaco, he buscado más y mejores recursos para la seguridad de nuestro pueblo y he defendido la labor de ustedes, nuestros policías. Por eso, cuando aspiré a ser gobernador me comprometí como parte de mi programa de gobierno que trabajaría por mejorar las condiciones de nuestra Policía, proveyéndoles más recursos, mejores equipos y más adiestramientos. También me comprometí a garantizar el pago de horas extra de forma ágil y de garantizarles un retiro digno de al menos un 50 por ciento de su sueldo en conjunto a su Seguro Social. Todo eso hoy es una realidad”, sostuvo el primer ejecutivo.

El gobernador añadió que “hemos logrado entregar cerca de mil nuevos vehículos al Departamento de Seguridad, hemos saldado deudas viejas con nuestros policías, hemos asegurado que estén registrados en el Seguro Social y estamos cumpliendo con los pagos a las cuentas de retiro de todos nuestros policías. Una de nuestras más altas prioridades es seguir reclutando más candidatos para seguir aumentando el número de policías que le brindan seguridad a nuestro pueblo. Esta graduación es parte de nuestros compromisos, y es la quinta academia de cadetes que mi administración ha graduado en menos de tres años, sumándole sobre 850 nuevos uniformados a nuestra fuerza policiaca desde que comencé mi gestión como gobernador”.

Por su parte, el secretario del Departamento de Seguridad Pública, Alexis Torres, destacó que “hoy, más allá de convertirse en parte integral del componente de seguridad, estos agentes hacen un compromiso con el servicio público en Puerto Rico. De ahora en adelante, podrán vivir y sentir el valor del servicio a los demás. En el Departamento de Seguridad Pública y en el Negociado de la Policía, trabajamos arduamente para proveerles herramientas, nueva flota vehicular y la tecnología necesaria para ejercer su trabajo en cualquier escenario. Ese ha sido y es el compromiso palpable del gobernador con el DSP y con todos los servidores públicos en Puerto Rico”.

TT Ads