TT Ads

Los perros son compañeros leales y afectuosos que disfrutan de salir a pasear y explorar el mundo exterior, sin embargo, es importante recordar que su seguridad es una responsabilidad que sus dueños tienen que tomar en serio, especialmente cuando están en la vía pública.

En los Estados Unidos, aproximadamente un millón de vertebrados mueren atropellados a diario, mientras en Europa fallecen entre dos y nueve millones de animales en las carreteras cada año.

En el caso de Puerto Rico, la Ley para el Bienestar y la Protección de los Animales”, mejor conocida como “Ley Núm. 154 de 4 de Agosto de 2008″, establece que los propietarios de mascotas tienen la responsabilidad de mantener a sus animales en un entorno seguro, alejado de situaciones peligrosas, con el fin de prevenir accidentes graves que puedan resultar en lesiones físicas severas o incluso la pérdida de vida.

Dada la alta incidencia de este fenómeno, compartimos algunos consejos sobre cómo abordar estas situaciones para garantizar la seguridad de los conductores y bienestar de tu mascota.

  • No permitas que la mascota se acerque a zonas con tráfico o carreteras. Los accidentes ocurren y, en ocasiones, pueden resultar en consecuencias devastadoras para la salud del animal, así como para el conductor.
  • Nunca saques a pasear a tú perro sin una correa que sea resistente y adecuada para el tamaño. A menos que estés en un área cerrada —como un parque o el interior de la casa— siempre mantén a tu perro con correa, pues incluso los perros bien entrenados pueden verse tentados por estímulos externos y correr hacia el tráfico.
  • Para aumentar la visibilidad de tu perro, considera usar elementos reflectantes en la correa y el collar. Esto ayudará a que los conductores y peatones lo vean más fácilmente y reducirá el riesgo de accidentes.
  • Asegúrate de que tu perro esté acostumbrado a caminar con correa desde una edad temprana y practica comandos básicos de obediencia, como “sentarse” y “quedarse”, para mantenerlo bajo control en situaciones potencialmente peligrosas.
  • Siempre mantén las puertas de la casa cerrada para evitar que la mascota escape.

Atropellan a mi perro, ¿qué hago?

Los propietarios de perros deben tomar medidas proactivas para proteger la seguridad de sus mascotas en entornos urbanos, no obstante, si el incidente ocurrió, se recomienda:

  • Mantén la calma para poder tomar decisiones claras y efectivas.
  • Antes de mover a tu perro, verifica visualmente sus heridas y evalúa su estado general.
  • Si es seguro hacerlo, traslada a tu perro a un lugar donde esté fuera del alcance del tráfico para evitar más lesiones.
  • Contacta a tu veterinario de confianza o a una clínica de emergencia para animales y explícales la situación.
  • Si tu perro está sangrando, intenta detener la hemorragia aplicando presión en la herida con un paño limpio o una venda, pero no trates realizar procedimientos médicos complejos.
  • Si el conductor se detiene, asegúrate de obtener su información de contacto y, si es posible, detalles sobre el accidente. Esto puede ser útil si el conductor está dispuesto a ayudar con los costos médicos.
  • Si puedes hacerlo de manera segura, toma fotos de la escena del accidente.



Source link

TT Ads