Todas las personas que residimos en Puerto Rico estamos indignadas y horrorizadas con el caso de Hermes Ávila. Persona que —según la prensa— se sospecha es un asesino en serie, un feminicida y que burló el sistema del Departamento de Corrección, a través de una compañía privada, para fugarse de la cárcel y asesinar a una mujer. Es decir, las consecuencias de las acciones u omisiones del Departamento de Corrección y de la compañía privada contratada por el Departamento ocasionaron un feminicidio. El gobierno debe investigar y encontrar a toda persona responsable de este esquema, pero también, asegurar que esto no vuelva a suceder.

Sin embargo, mientras se llevan a cabo las investigaciones correspondientes, han florecido algunos prejuicios antiguos que no ayudan a una política de corrección y rehabilitación efectiva y sana. Se ha llegado, también, a cuestionar algunas políticas o algunos programas que no son la causa del esquema que permitió que Ávila saliera temprano de la cárcel, sin tener derecho a ello.

Debido a que el señor Ávila burló unos procesos establecidos mediante una ley compasiva (que permite que personas puedan salir de la cárcel para morir en sus hogares) algunas personas sugieren que debe eliminarse dicha ley. Algunas personas han querido alegar que todas las personas que se han beneficiado de esa ley compasiva han recibido esos beneficios de manera injusta. Incluso, se plantea la eliminación de los programas que permitieron la salida de Ávila debido a posible negligencia criminal en la que se incurrió. Este no debería ser el caso pues el problema no es la ley, sino cómo se implementó dicha ley por parte de quienes tienen el deber ministerial de hacerla valer.

Puerto Rico ha sido un país de vanguardia en el tema de la corrección y la rehabilitación. Primero, abolimos y posteriormente, prohibimos constitucionalmente la pena de muerte. Y aunque la indignación que nos provoca el caso de Ávila es fundamental, no permitamos que esa indignación nos ciegue y nos lleve a abandonar políticas que son humanas, compasivas, justas y que son necesarias.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

La Semana de la Enfermería se celebra del 6 al 12 de mayo de 2024. Felicito a todas las personas profesionales de enfermería por su labor imprescindible de velar por los cuidados de las vidas de todas las personas a quienes atienden.

En el 2020, durante la pandemia provocada por la Covid -19, la revista TIME nombró al personal de la salud de primera línea como las personas del año. Sin embargo, a pesar del corto tiempo transcurrido desde la pandemia, no hemos aprendido sobre la necesidad de velar por las condiciones adecuadas de trabajo del personal de la enfermería. Por el contrario, durante los pasados años (incluyendo sobre 250 despidos durante la propia pandemia) lejos de mejorar las condiciones laborales del personal de enfermería, lo que hemos visto son olas de despidos de los hospitales de Puerto Rico, como los del Grupo HIMA San Pablo en el 2023, Metro Pavía en el 2024 y la más reciente del Hospital Damas que despidió 16 profesionales de la enfermería.

Recientemente, se publicó un estudio que dice las razones que han tenido las personas que residen en Puerto Rico para mudarse fuera del país y las razones para regresar. El personal de la enfermería ha denunciado que están en agotamiento debido a que hay poco personal ya que muchas se han ido del país buscando mejores salarios. Según el estudio, la razón primordial para regresar a Puerto Rico sería recibir un salario similar al que reciben fuera del país. Por tanto, está muy claro que, si deseamos no solo retener el imprescindible personal de enfermería que tenemos y lograr que más profesionales regresen, tenemos que mejorar sus salarios y sus condiciones laborales como lo dispone el Proyecto del Senado 1035. Si de verdad esto es lo que queremos, entonces no podemos ceder ante la presión de algunos sectores patronales, como la de la Cámara de Comercio, quienes se niegan al modesto aumento al salario mínimo a $10.50 que se supone entre en vigor este verano y que a su vez quieren continuar reduciendo las ya precarias condiciones de la clase trabajadora.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

A finales de marzo de 2024, el Tribunal de Primera Instancia (TPI) de Puerto Rico descalificó a cinco de las candidaturas nacionales del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC) porque —supuestamente— tenían que haber cumplido con un requisito de recogido de endosos electrónicos. El MVC apeló la decisión y el martes, 30 de abril, el Tribunal de Apelaciones emitió su decisión revocando al TPI.

Recordemos que no es la primera vez que durante un año electoral se pretende descalificar las candidaturas del MVC para intentar evitar que el pueblo decida democráticamente en las urnas quiénes le representarán. En el año 2020, el secretario de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE), Ángel Rosa Barrios, anuló 29 candidaturas del MVC. No fue hasta mediados de julio de 2020, que el presidente de la CEE emitió una resolución dejando sin efecto la anulación y confirmando que el secretario Rosa no tenía autorización para la anulación. Por tanto, todas las candidaturas fueron certificadas. Y al igual que pasó en el 2020, el Tribunal de Apelaciones revocó la descalificación de las candidaturas nacionales, por lo que deben ser certificadas por la CEE cuanto antes.

Celebramos la decisión del Tribunal de Apelaciones no como una victoria del MVC sino como una para la democracia, que es lo que estaba en juego en este caso. El Tribunal de Apelaciones determinó que los demandantes (integrantes del Partido Popular Democrático y del Partido Nuevo Progresista) no tenían legitimación activa para acudir a un tribunal. Por tanto, procede que la CEE certifique las candidaturas del MVC escogidas a través del método alterno, abierto, democrático y transparente. De esta manera, se puede garantizar uno de los principios democráticos más elementales: permitir que sea el pueblo —y no la CEE o un tribunal— quien elija sus representantes.

No dudamos que el PNP y el PPD continuarán en su empeño antidemocrático de descalificar las candidaturas del Movimiento, porque reconocen las posibilidades de prevalecer del MVC el 5 de noviembre. Inscríbete y vota por el cambio, vota por la Alianza de País.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

Decenas de organizaciones sindicales del movimiento obrero en Puerto Rico junto a otras organizaciones sociales, de artistas y políticas convocan a todas las familias trabajadoras (sector público, privado, y estudiantil) a unirse a las actividades del miércoles, 1ro de mayo de 2024, Día Internacional de los trabajadores y las trabajadoras.

Primero, se llevará a cabo una concentración masiva en el Capitolio desde las 9:00 de la mañana y luego, una marcha hasta Fortaleza. En específico, las denuncias toman un carácter especial en un año electoral en el que se expresarán con indignación y su repudio a las legislaciones anti obreras y a las medidas abusivas de austeridad que el Gobierno de Pedro Pierluisi y de la Junta de Control Fiscal han impuesto al pueblo de Puerto Rico.

Según la portavocía sindical, el Primero de Mayo se ha convertido en un día de denuncia ante las injusticias de los gobiernos del PNP y del PPD y de la clase patronal. Entre los reclamos se exige:

Restablecer y ampliar derechos laborales del sector público y privado: salarios justos, retiro digno, licencias de enfermedad y vacaciones, servicios de salud, negociación colectiva; detener toda modalidad de privatización de servicios esenciales (salud, agua, educación energía eléctrica, entre otros); restablecer la fórmula presupuestaria de la Universidad de Puerto Rico, que es la herramienta principal para impulsar el desarrollo social y económico del país; ajuste a las pensiones para envejecer con dignidad; legislación dirigida a sacar la Junta de Control Fiscal de Puerto Rico de forma inmediata.

Todas las personas deben sentirse convocadas a decir presente este miércoles, 1ro de mayo. Únanse y promuevan este llamado en sus centros de trabajo, en sus comunidades y familias. La ruta del Puerto Rico que queremos y necesitamos la vamos a definir desde la calle: marchando desde el Capitolio hasta la Fortaleza. ¡Llega desde las 9:00 a.m. al Capitolio!

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

Recientemente, se publicó la más reciente novela gráfica del universo de “La Borinqueña”, creado por Edgardo Miranda-Rodríguez: “Luz La Luminosa”. La La Liu, una valiente joven LGBTTIQ, dominicana-china y quien padece de endometriosis, se transforma en la superheroína Luz La Luminosa. La La es inspirada en la esposa de Edgardo, Kyung Jeon-Miranda, quien padece y además es activista de endometriosis. El personaje principal, La La, es la mejor amiga de Marisol, quien también se transforma en la superheroína La Borinqueña y luchan en Puerto Rico en contra de las injusticias y en este comic, batallan en de contra la supervillana: la endometriosis.

La novela gráfica utiliza su género literario para inteligente y sensiblemente exponer y educar sobre temas sociales que se viven en, y afectan a Puerto Rico. Se visibiliza y celebra la diversidad de culturas y nacionalidades de quienes residimos en este archipiélago al conocer que La La es dominicana y china, viviendo en Puerto Rico. También, además de educar sobre la endometriosis (que afecta a 1 de cada 10 personas con útero), se incluyen denuncias por el deficiente y costoso sistema de salud que no permite que las mujeres puedan acceder a los procedimientos disponibles para esta enfermedad incurable. Otro asunto que se trata es el discrimen de género que sufrimos las mujeres al no tomarse en serio nuestros padecimientos, enfermedades, la menstruación, los dolores y las condiciones relacionadas.

Están presentes denuncias sobre el desmantelamiento de la Universidad de Puerto Rico y la precariedad que vive el estudiantado. También, se reseña la importancia de nuestros bienes de dominio público, como los son las playas, y que nos sirven para disfrutarlas, para entretenimiento y para hacer deportes, sin costo alguno. Pero, no solo se enfatiza el disfrute sino que se resalta la importancia de proteger nuestros ecosistemas, como lo son los manglares y nuestras bahías bioluminiscentes.

En fin, recomiendo que adquieran esta magnífica novela gráfica que además de su hermoso arte visual, sus denuncias sociales y su contenido cultural, contiene información importante sobre la endometriosis y cómo buscar ayuda.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

En Puerto Rico existe una crisis de agresiones sexuales contra menores de edad. Expertas en el tema lo han definido como un problema endémico. Los recientes casos de agresiones sexuales contra menores han visibilizado este asunto. Hay que atenderlo de forma urgente. Hace alrededor de un año, escribí una columna sobre este tema. Sin embargo, durante el transcurso de este año la legislatura no ha atendido esta crisis. Necesitamos un proceso democrático y participativo, basado en la ciencia, contando con el peritaje y con la participación de todos los sectores afectados.

Lo cierto es que, desde la legislatura, el Partido Nuevo Progresista (PNP) y el Partido Popular Democrático (PPD) —siempre con el voto del Partido Proyecto Dignidad (PD)— mediante la aprobación del Proyecto del Senado 727 (de la autoría de toda la delegación del PNP y dos senadores del PPD, Ramón Ruiz y Albert Torres) perpetúan este grave problema eliminando la educación sexual del sistema de educación público. Obvian lo que la experiencia reciente nos ha enseñado. Según la entonces Procuradora de las Mujeres, Lersy Boria, luego del encierro provocado por la pandemia, hubo un aumento en las querellas de delitos sexuales contra menores cuando el estudiantado regresó a tomar clases presenciales, porque comenzaron a asistir a los planteles escolares.

Es decir, que las escuelas del sistema público educan a menores sobre lo que es un acto sexual, sobre el consentimiento requerido para estos actos, sobre las consecuencias, sobre sus derechos a la intimidad y la privacidad y además, cómo denunciarlo. En muchas ocasiones, mediante la educación sexual, es la única manera en la que se permite que menores puedan identificar estas situaciones y denunciarlas. Esto debido a que en Puerto Rico la mayoría de los casos de agresiones sexuales son cometidos por personas del núcleo familiar.

El PS 727 alarmantemente reconoce que la manera exclusiva de educar sobre sexualidad y afectividad recae sobre los padres, madres y personas encargadas. Esta disposición es totalmente contraria a las políticas públicas establecidas para fomentar la educación sexual basada en la ciencia. #NoAlPS727.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

En el 2023 se anunció la creación de un comité de gastos independientes (Super PAC) llamado “Democracia es Prosperidad” compuesto de un grupo de empresas y empresarias para, supuestamente, hacer campaña a favor de ciertas candidaturas que, según estos, apoyen el libre mercado, es decir, el sistema económico existente. El Super PAC anunció que comenzaría una campaña “a favor de candidatos a la Legislatura” en abril de 2024, con sobre dos (2) millones de dólares recaudados.

El Super PAC empresarial no solo comenzó su campaña publicitaria en marzo, en vez de en abril, sino que tampoco comenzó haciendo campaña a favor de una candidatura. El Super PAC comenzó una campaña violenta en contra de mi candidatura al Senado por el Distrito 1 (San Juan, Guaynabo y Aguas Buenas).

La campaña publicitaria del Super PAC es muestra de los niveles de violencia que vivimos en Puerto Rico, especialmente por razón de género. Este grupo usó una imagen mía y colocó sobre ella un símbolo de cancelación, a la misma vez que utilizaba el hashtag “#Vélala”. La palabra ‘vélala’ implica vigilancia, persecución y acecho. En un país en el que hay vigente un estado de emergencia por violencia de género, este tipo de actuaciones es peligrosa e inaceptable y se ha interpretado como un llamado a la violencia que pone en riesgo mi integridad física, mi seguridad, atenta contra mi imagen y mis ideales políticos.

Según la prensa, el comité de acción política lo integran la Cámara de Mercadeo Industria y Distribución de Alimentos (MIDA), la Asociación de Comercio al Detal (ACDET), la Asociación de Restaurantes (ASORE), la Cámara de Comercio de Puerto Rico (CCPR) y la Asociación de Constructores de Puerto Rico (ACPR).

Y aunque la protesta y denuncias de muchas voces solidarias en contra de su campaña violenta funcionaron y tuvieron que remover su propaganda, lo cierto es que el daño está hecho y continúo recibiendo amenazas. Responsabilizo al Super PAC, a las empresas y empresarios que lo componen, de cualquier daño o atentado contra mí o mi familia.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

La semana pasada, un tribunal de Puerto Rico descalificó a cinco de las candidaturas nacionales del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC) porque alegadamente tenían que haber cumplido con un requisito de recogido de endosos. Esta noticia es alarmante y motivo de indignación. Evidentemente el tribunal erró. Contrario al resultado del fallo judicial, el MVC, sus candidaturas, su liderato, y la oficina de su comisionada electoral actuaron conforme a la ley y los reglamentos aplicables y no debieron ser descalificados. Veamos.

El Código Electoral 2020 y el Reglamento de Radicaciones de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) establece que los endosos se habilitan a través del portal electrónico SIEN (Sistema de Endosos) de la CEE. Esto, porque desde este ciclo electoral 2024, ese proceso ya no se hará en papel. El recogido de endosos debe hacerse electrónicamente. Entonces, ya sea para inscribir un partido o para las personas aspirantes primaristas o candidaturas independientes, la CEE, a través del SIEN, debe habilitar primero a personas para que sean Funcionarias Autorizadas (FA), que son las personas que pueden recoger los endosos. Una vez la CEE hace esa autorización, entonces el SIEN permite que la FA recoja el endoso electrónico y luego, la CEE valida si el mismo cumple o no para serle sumado al número total que debe presentarse.

En cumplimiento con la ley y los reglamentos aplicables, la CEE les informó a todas las candidaturas del MVC, incluyendo la mía, por escrito lo siguiente: “Si su partido ha sido acogido por método alterno de selección según el Código Electoral de Puerto Rico de 2020 no es requisito presentar peticiones de endosos”. El tribunal admitió este hecho y aún así, descalificó a cinco candidaturas del MVC. Esto es un golpe contra la democracia, por eso, como pueblo, debemos unirnos y exigir que no sean los tribunales quienes decidan quienes tienen la posibilidad de elección. Por eso exigimos: ¡que el pueblo decida en las urnas!

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

Mañana, la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, visitará Puerto Rico. La administración de Pedro Pierluisi debería exigirle a la administración Biden-Harris que cumpla con las promesas que hicieron para Puerto Rico durante las elecciones de 2020.

El plan Biden-Harris planteaba, por ejemplo, revertir la política de austeridad de la Junta de Control Fiscal, que se describía como una política dañina para Puerto Rico. En segundo lugar, planteaba asegurar que los representantes de Puerto Rico tuvieran voz y que la Junta de Control respetara la autoridad para gobernar de líderes electos(as) de Puerto Rico. Tercero, apoyaba una auditoría de la deuda. Cuarto, invertiría en la Universidad de Puerto Rico como un motor de crecimiento económico. Quinto, garantizaba el pleno acceso a los residentes en Puerto Rico a los programas de seguridad social y de bienestar federales.

Lo cierto es que la administración Biden-Harris no ha cumplido con estas promesas. Hemos visto cómo la Junta ha aplicado esas políticas de austeridad en el Centro Médico y en la UPR. Tampoco se ha asegurado la voz de representantes de Puerto Rico, de hecho, la JCF ha insistido en invadir más territorio que corresponde —por Constitución— al gobierno de Puerto Rico. Uno de los casos más dramáticos es el de anular leyes debidamente aprobadas por la legislatura y firmadas por el gobernador, confirmando que vivimos en una colonia.

Está muy claro que tampoco se ha auditado la deuda de obligaciones generales ni la deuda de la Autoridad de Energía Eléctrica, como se comprometió la administración Biden-Harris a hacer.

La administración Biden-Harris no ha hecho nada para impulsar esa auditoría. Y lejos de invertirse en la Universidad de Puerto Rico como motor de desarrollo económico, se sigue con la política de desmantelamiento de la UPR.

Exhortamos a la administración de Pierluisi a que tenga la valentía y la disposición de recordarle estas promesas incumplidas con el pueblo de Puerto Rico.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link

En conmemoración de los más de 50 años de lucha por la justicia de las mujeres, la Coalición del 8 de marzo de Puerto Rico convoca a todas las personas a participar de la marcha que se llevará a cabo el 8 de marzo de 2024, a partir de las 3:30 p.m. saliendo de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres hasta la Comisión Estatal de Elecciones, en Hato Rey.

Como expresa el lema de este año, se conmemoran más de 50 años desde la celebración del primer 8 de marzo en Puerto Rico. En 1974, la primera organización feminista autónoma de Puerto Rico, Mujer Intégrate Ahora (MIA), fundada en 1972, organizó una actividad en conmemoración del Día Internacional de las Mujeres, y a partir de entonces se ha celebrado ininterrumpidamente en Puerto Rico. En 1972, un grupo de valientes mujeres pertenecientes al Frente Femenino del Partido Independentista Puertorriqueño había organizado también una actividad inicial.

Necesitamos elegir personas al Gobierno que estén comprometidas con atender efectivamente la violencia de género. Por esto exigimos, entre otras cosas, educación con perspectiva de género. Desde la perspectiva de los derechos humanos de las mujeres, el Gobierno tiene el deber de proteger y garantizar la seguridad y la vida. Afirmamos nuestro poder político y demandamos que cumplan con su deber. Van 21 feminicidios en el 2024. Cada una de estas vidas arrebatadas por la violencia de género demuestra la falta de compromiso y la incapacidad de los partidos que han gobernado.

Desde sus orígenes, la declaración de un Día Internacional de las Mujeres tuvo como objetivo fortalecer la solidaridad de las mujeres trabajadoras del mundo. Este año nuestros corazones y esfuerzos también están con las mujeres y la niñez de Palestina, con todas las vidas palestinas, quienes sufren el ataque genocida del estado de Israel. Marchamos por el alto al fuego inmediato, por la paz y libertad del pueblo palestino y exigimos que el estado de Israel responda ante los organismos internacionales de derechos humanos.

Existen todavía en Puerto Rico condiciones que obstaculizan el disfrute pleno de los derechos de las mujeres, de las personas trans y LGBTIQ+. Marcharemos el 8 de marzo para afirmar estos derechos y nuestras luchas por la justicia. Marcharemos por justicia laboral y ambiental, por servicios de salud dignos y asequibles, por vivienda digna, por la educación con perspectiva de género y por nuestros derechos sexuales y reproductivos, por el acceso a la tierra y la soberanía alimentaria, por la justicia antiespecista. No descansaremos hasta que logremos la equidad, igualdad y libertades para todas las personas y seres sintientes.

Más columnas de Rosa Seguí:



Source link